Port del Comte te espera para que tengas tu primera experiencia de esquí con nieve y sol

7322
Port del Comte te espera para que tengas tu primera experiencia de esquí con nieve y sol
Vie, 17/03/2017 - 12:24
¿Quieres estrenarte en la nieve aprovechando esta rara combinación que aúna buen tiempo y cantidad de nieve? Sin duda, uno de los mejores bautismos lo puedes tener en Port del Comte
Las razones para que tu primera experiencia en la nieve sea en el Port del Comte esta primavera son muchas y variadas, pero se pueden resumir en tres: la estación vive un año histórico de nieve, está a menos de dos horas en coche de Barcelona y tiene unos precios casi sin competencia (33€ fin de semana y 26,5€ entre semana).
 
 
No es casualidad pues que esta temporada, al margen de los esquiadores asiduos a Port del Comte, “llegue mucha gente procedente de Barcelona y los alrededores a tocar la nieve por primera vez y que, una vez aquí, se anime a alquilar esquís, incluso monitor y hacer sus primeras bajadas”. Quién así se expresa es el director de Port del Comte, Albert Estella, que reconoce que están teniendo una temporada atípica. Tan atípica como algunos esquiadores que se pueden ver estos días en sus pistas, en tejanos y en manga corta.
La estación de esquí más cercana a Barcelona, a menos de dos horas en coche de Barcelona
Si vas por primera vez a Port del Comte te encontrarás con una estación de tamaño medio y buen ambiente, cómoda y de fácil acceso. Situada en el Prepirineo, en la comarca del Solsonés, es la estación de esquí más cercana a Barcelona -154 km- y no suele tener aglomeraciones de esquiadores y snowboarders en sus pistas. 
 
 
La mayor parte de sus pistas transcurren por un frondoso bosque de pinos, lo que le da un encanto especial. También hay multitud de enlaces y senderos que hacen que si queremos cada bajada sea diferente. Climatológicamente, se beneficia especialmente de los temporales de levante, y gracias a los bosques que rodean sus pistas y a las instalaciones de innivación artificial la conservación de la nieve es bastante buena. 
 
Precisamente, su situación geográfica y su orientación, ha hecho que este invierno sea de las estaciones en los que ha precipitado más en forma de nieve. Port del Comte abrió sus puertas al público a principios de diciembre y no cerrará hasta después de Semana Santa.
 
 
 

Sus pistas transcurren entre los 1.730 m de cota mínima a los 2.290 m de cota máxima en el Clot Rodó. Son anchas y están bien señalizadas, el desnivel es medio y destaca por tener una zona muy buena para los debutantes.

Estamos ante una estación muy amigable, de las que hay que conocer. No hablamos de una superestación, pero sus pistas seguro que nos gustarán por su variedad

Consta de tres zonas diferenciadas no sólo geográficamente sino también por dificultad: la zona del Hotel (para debutantes), la zona del Sucre (Intermedios) y el sector de l’Estivella (Avanzados). Para muchos la combinación perfecta.

Por si no fuera suficiente, la zona del Pedró dels Quatre Batlles es un lugar sin paragón para iniciarse en el esquí de montaña.

 
 
 
Ese carácter marcadamente familiar de Port del Comte nos envolverá más si cabe esta primavera, ya que cuenta con una pista para trineos, recorridos en raquetas y tubbing. Además, coinciden abiertas al público las pistas de nieve y el parque de aventura de verano.
 
Si aún no estás convencido, carga a la familia en el coche, sube al Port del Comte por la mañana y bájate por la tarde. Tiempo más que suficiente para que lo pruebes por ti mismo.
 
 

 

0
Su voto: Ninguno
5
Total: 5 (3 votos)

¿Te ha parecido interesante?  Recibe las últimas noticias y reportajes Recibir

Comenta este reportaje

Inicie sesión o regístrese para comentar