Caminante, no hay camino!

5094

Caminante no hay camino, se hace camino al andar. Parece una chorrada, pero esta frase de  Antonio Machado, quizás sea la mejor definición del esquí de montaña. La libertad de trazar nuestro propio camino en la nieve virgen, deslizándonos con unos esquís.

Abriendo traza en el pico Tarbezou (Donezan, Pirineo Oriental Francés)

En fin, seguro que la mayoría de los seguidores  de Lugares de Nieve ya sabéis lo que es el esquí de montaña, pero por si alguien anda un poco despistado, de entrada diremos que no hay que confundirlo con el esquí nórdico o de fondo. Esta modalidad, también muy recomendable, se practica en pistas forestales balizadas, más bien planas, con un material muy específico, que poco tiene que ver con el esquí alpino. El esquí de montaña, en cambio, si tiene bastante que ver, sobre todo en lo que atañe al material y a la técnica de bajada, que es exactamente la misma.

La gran diferencia está en el terreno de juego, la montaña "salvaje" sin remontes ni pistas balizadas, y en que subimos andando con los esquís calzados, gracias a una fijación que con la talonera libre, nos permite levantar el pie en el ascenso, y una vez bloqueada, bajar esquiando igual que por las pistas. Unas pieles de foca pegadas a las suelas de los esquís, impiden que éstos resbalen hacia atrás mientras subimos, Definido más o menos lo que es el esquí de montaña, ahora hablaremos del material, un poco por encima, pues hay bibliografía de sobras donde consultar.

ESQUIS. Prácticamente iguales que los alpinos, incluso existen modelos mixtos. Son más ligeros y más cortos. Recomiendo de longitud, unos 10 o 12 cm por debajo de la cabeza, y un peso no superior a 1.500 gramos ni inferior a los 1200 gr (los de menos de 1.200 suelen ser inestables). Como en esta actividad, la bajada es fuera pista si o si, elegiremos esquís un poco anchos, tipo "Free Ride" (entre 82mm. y  88mm de patín en el medio, ni menos ni más), sobre todo por lo de la nieve honda, crosta, o incluso la nieve pasta. Hoy en día, los esquís anchos también funcionan bien en nieve dura o helada.

Quiero puntualizar que en  este blog no hablamos de esquí de montaña de competición, donde los esquís son estrechos y los pesos mínimos. Las cifras que aquí se dan son válidas para un esquí placentero, tanto en la subida como en la bajada, que es de lo que se trata. De todas maneras, para travesías muy largas, donde prima mucho la ligereza, utilizo unos esquí de 1.150 gramos y 84 mm. de patín. Van muy bien, pero como ya he  dicho, son un poco inestables. Resumiendo y para entendernos, el esquí de montaña que recomiendo, viene a ser un "Free Ride" ligero.  

       Para todo tipo de nieves, mejor esquís anchos. Palas del Pic Negre d'Envalira (Andorra)

BOTAS. Muy parecidas a las alpinas. De caña más corta, más ligeras, y con suela de goma. Nos irá bien un modelo de peso medio tirando a ligero, de entre 1.300 gr y 1400 gr, con 3 o 4 ganchos. Esto va a gustos, pero las de tres ganchos son más cómodas en la subida, y también funcionan bien en la bajada. Tienen una posición de bajada, y otra de subida. Hay modelos mixtos de pista y montaña, más conocidas  como "free ride", que para mi gusto pesan demasiado. Y en el otro extremo, encontramos modelos superligeros de competición, que van muy bien para las largas travesías.  Es importante tener en cuenta, que los materiales aligerados de uso continuado, como son botas y esquís, pierden prestaciones en poco tiempo, sufren mayor desgaste, se rompen más fácilmente y en definitiva, duran menos.  

FIJACIONES. Las hay de dos tipos: con placa (marcas Diamir y Silvretta) y sin placa ( marca Dynafit). Es mejor iniciarse con las de placa, más fáciles de colocar, igual que las alpinas, sobre todo en situaciones delicadas. Las sin placa son más complicadas de poner y sólo funcionan con botas adaptadas (las de montaña, casi todas, con dos agujeritos en la puntera), pero son mucho más ligeras. Con un poco de práctica, ya no suponen ningún problema. Además, una fijación ligera nos permitirá elegir esquís más anchos y menos livianos, siempre mejores para la bajada.

En fin, el "poco peso" siempre se agradece. Sea cual sea el tipo, van provistas de unas alzas que nos permiten afrontar mejor las pendientes fuertes. El tema del "stoper" (igual que el alpino) es muy personal. Yo lo recomiendo vivamente, sin duda es lo más cómodo. Las otras dos opciones, la correa de toda la vida, o una especie de mosquetón unido a la puntera de la bota, en caso de caída, nos garantizan en un porcentaje bastante elevado, darnos de cabeza con el canto de los esquís!

Fijaciones sin placa y con placa, en posición subida, las dos con alzas y "stopers"
 

PIELES DE FOCA. El elemento rey del esquí de montaña. Las pieles se pegan a la suela del esqui a base de cola, y su función principal es la de impedir que resbalemos hacia atrás mientras subimos, lo cual es básico para afrontar plácidamente las pendientes nevadas. Las hay de tres tipos, moher, sintéticas y mixtas. las de moher deslizan mejor, pero agarran menos, justo lo contrario que las sintéticas. Las mixtas son una buena opción. Últimamente han aparecido en el mercado unas pieles que se fijan por contacto, a base de silicona, más cómodas de poner y sacar, pero que con nieve mojada, he comprobado que pierden adherencia. En fin, en la tienda os informarán mejor.

       Bodegón; (fijaciones en posición bajada, esquís, pieles,botas,cuchillas, crampones)

CUCHILLAS. Una especie de crampones que se acoplan a la fijación, entre la bota y el esquí, imprescindibles en nieve dura, sobre todo si sois principiantes. Y no tan principiantes también. Ocupan poco, son superligeras, y se colocan muy fácilmente.

Bota de 3 ganchos, y cuchillas

CRAMPONES. Más incómodos que las cuchillas, pues se acoplan a las botas y hay que cargar con los esquís. Son necesarios en caso de nieve muy dura o helada, situación siempre delicada, que miraremos de evitar con antelación, o para subir en nieve dura, cuando la inclinación de la pendiente ya no permita progresar con esquís. Aunque casi nunca los vayamos a utilizar para el tipo de salidas que aquí se proponen, es mejor llevarlos siempre en la mochila, por seguridad. Por ejemplo, si se rompe un esquí o una fijación, y la nieve está dura o helada, no podríamos progresar sin un mínimo de seguridad sin los crampones.

Lo de utilizar crampones o cuchillas, es motivo de debate. Por experiencia,os diré que las cuchillas os van a sacar del apuro, incluso con nieve muy dura. Esto si, en nieve helada pueden romperse. Para esto están los crampones. Son más engorrosos, pero existen modelos para esquí de montaña, muy ligeros y de colocación automática.

 Subiendo un corredor con crampones, los esquís en la mochila. Circo de Collells (Andorra)

PALOS. No recomiendo  los telescópicos. Por razones obvias, sobre todo en fuertes pendientes, son mucho más seguros los rígidos. Los especiales de esquí de montaña van recubiertos de espuma hasta la mitad, lo que permite agarrarnos con más seguridad en situaciones complicadas y no tan complicadas. Es importante, que las arandelas sean más bien grandes, sino los palos se hunden en la nieve.

PIOLET. Opcional, para el tipo de excursiones de este blog. Obligatorio, si vamos a subir corredores o pendientes muy fuertes, o si la nieve está muy helada. Existen modelos especialmente ligeros.

   Piolet, palos, cuchillas y crampones

CASCO. El peligro de colisión que hay en las pistas, no existe en la montaña. De todas maneras, aunque yo no lo utilice, siempre conviene llevar casco. Sobre todo si vamos a bajar corredores con nieve dura y entre rocas. Elegid  modelos de esquí-alpinismo, mucho mas ligeros que los de pista.

En nieve dura: Subiremos más tranquilos con cuchillas, y casco! (Pas dels Gosolans, Sierra d.Cadí)
 

Todo este material cuesta dinero. O sea que si os iniciáis, lo mejor es alquilarlo. En Barcelona, Cerdaña, Andorra y Valle de Aran, no tendréis problemas para encontrar tiendas donde alquilar.

Palas del pico Tarbezou (Donezan, Pirineo francés)

 

Y por hoy nada más. En el próximo capítulo hablaremos de ropa, comida y accesorios. A lo mejor tocaremos el tema de los riesgos y los mejores consejos. Y lo más seguro, es que os propongamos un primer itinerario fácil, o muy fácil. Hasta pronto amigos!

 

4
Total: 4 (1 voto)
Su voto: Ninguno

Comentarios

Sobre este blog

Blog creado por Ricard Molina
Soy Ricard Molina, esquiador alpino, de montaña y excursionista, amante de la montaña y de la naturaleza en general. En este blog, titulado "Senderos de Nieve" hablaremos de esquí de montaña. Principalmente os vamos a proponer varios itinerarios por el Pirineo, pero también iremos dando consejos acerca del material, técnica, seguridad, etc.

Enviar mensaje al autor

Archivo de blogs