Así hemos vivido el bautizo de esquí que se ha organizado este domingo en La Molina

2441
Así hemos vivido el bautizo de esquí que se ha organizado este domingo en La Molina
Lun, 22/01/2018 - 00:04
¿Se puede aprender a esquiar en sólo dos horas? Un centenar de personas han participado este domingo en un bautizo de esquí en La Molina dentro de los actos previstos para celebrar el 75 aniversario de la estación. Os explicamos cómo ha funcionado este evento.

Primeras instrucciones por parte del monitor al grupo de debutantes del "Bautizo de esquí" (Foto: La Molina).

Cerca de un centenar de personas, de todas las edades y condiciones, han participado este domingo en el bautizo multitudinario que se ha hecho en la estación de La Molina. La actividad estaba enmarcada dentro de los actos del 75 aniversario de la estación y pretendía acercar el esquí a todas aquellas personas que no lo habían practicado hasta ahora.

El éxito de convocatoria, a pesar del mal tiempo que ha hecho en La Molina, con lluvia y niebla desde primera hora de la mañana, ha obligado a hacer dos turnos de cincuenta personas. En total una decena de monitores de las escuelas de esquí de La Molina -Club Elements, Escola Catalana de Esquí, Alta Cerdanya Meganeu y Escola Poliesportiva- han realizado dos horas de clase a los participantes. En el evento también participaba Decathlon, que aportaba un pack de regalo.

Desde Lugaresdenieve.com hemos realizado el seguimiento del evento y nos hemos añadido a un grupo de debutantes para ver y comprobar que se puede aprender en, solamente, dos horas de clase. Hemos escogido un grupo de 10 personas, en el que el mayor tenía 40 años y el más joven 21. Y lo cierto es que nos ha sorprendido el desarrollo del "bautizo de esquí".

Posiblemente por dos cuestiones determinantes: la implicación de los monitores que llevaban los grupos y la buena predisposición de los participantes. El caso es que los debutantes han comenzado en la plaza de Cap de Comella (cota 1.700) haciendo las presentaciones y los primeros pasos, para despues desplazarse a la cinta transportadora de El Bosquet para poner en práctica los primeros conocimientos y, finalmente, han acabado en la pista Trampolí.

A pesar del escepticismo que de entrada puede dejar entrever un evento así, tenemos que admitir que una vez vistas las reacciones de los "bautizados" se puede calificar la iniciativa como un éxito.

Entre los "bautizados" estaba Marien, que debutaba por primera vez en la nieve. Ha venido acompañada por su amiga Marta y Robert, amigos y a la vez compañeros de trabajo en Barcelona. Los tres se enteraron a través de la cadena Decathlon, que justo hoy tenía que realizar un test de los esquís Wedze en la estación. Una vez terminada la experiencia del bautizo en la nieve Marien nos ha explicado que "en ningún caso pensaba poder subir con un telesilla en mi primer día". Ha querido resaltar que "hemos empezado muy tranquilos, de entrada, aquí en el llano, y después hemos terminado bajando esta pista (la verde del Trampolí). Además, el grupo ha sido muy bueno, el monitor ha sido fantástico y estoy contenta de haber podido empezar a esquiar a un precio tan asequible".


Marien (Foto: La Molina).

Marta, amiga de Marien, resaltó que las dos horas de clase "han ido muy bien, y eso que no las teníamos todas porque el tiempo no marcaba bien". Ha añadido que "se tienen que agradecer iniciativas como ésta que permiten empezar a esquiar así. Estoy muy agradecida a La Molina y Decathlon por organizar iniciativas como ésta, cerca de Barcelona y que permiten empezar a esquiar a precios muy asequibles".


Marta (Foto: La Molina).

Su compañero y amigo de salida, Robert, ​​lo ha corroborado señalando que "la experiencia ha resultado muy bien, ha sido fantástica". A pesar de "no tener ni idea de esquiar me he encontrado que la progresión y el aprendizaje han sido muy rápidos".


Robert (Foto: La Molina).

Un caso similar es el de Joana, una manresana que también debutaba en el mundo del esquí. En su caso se enteró consultando la web de La Molina. Poco antes de finalizar las clases, todavía con los esquís calzados y bajando por la pista Trampolí, ha declarado que la jornada "ha estado muy bien, un día muy chulo. Es una experiencia muy recomendable".


Joana (Foto: La Molina).

Diego Rodríguez es un uruguayo que actualmente vive en Barcelona. Ha venido acompañado por dos amigos más. Ha declarado que buscaba un lugar para empezar a esquiar y que unos amigos le recomendaron hacerlo en La Molina. Él mismo consultó la web y cuando vio la propuesta del bautizo de nieve "me pareció muy bien porque era precisamente lo que estaba buscando".


Diego (Foto: La Molina).

Sobre Diego podemos certificar que ha sido uno de los que más ha caído, y ya se sabe, quien más cae también es quien más aprende. Quizá por eso, visiblemente cansado, ha querido destacar que "he caído muy a menudo, pero ha sido divertido". Le hemos preguntado sobre la rápida progresión, si se esperaba comenzar haciendo la escalerilla y terminar bajando por la pista verde del telesilla Trampolí. Su respuesta no podía ser más circunstancial: "que va! En realidad, no sabía apenas ni a qué venía o con que me encontraría".

Joaquín Ojeda, venezolano y residente en Barcelona, ​​acompañaba a Diego. También era su primer contacto con la nieve y ha señalado que se enteró del bautizo de nieve mientras consultaba la web de La Molina. Al terminar las clases, de pie en la plaza de Cap de Comella, nos ha confesado que la experiencia le ha resultado "estupendamente. No contaba subir yo solo el primer día en un telesilla. Pensaba que sería un contacto mucho más elemental". Preguntado sobre si cree que esta es una propuesta recomendable contestó que "es una buena inversión en tiempo y dinero".


Joaquín (Foto: La Molina).

Poco más para añadir. Dos horas de clase con un profesor titulado pueden dar para mucho y ser muy provechosas, más aún cuando estas se han contratado por sólo 30 euros que incluían el alquiler del equipo de esquí y un forfait de día válido para las zonas de debutantes de La Molina.

Iniciativas como ésta son las que, a pesar del beneficio económico 0 que habrán ingresado las partes implicadas, convendría generalizar en todo el sector de la nieve. Con más propuestas de este tipo se conseguiría hacer del esquí un deporte más popular. Lástima, pues, que un 75 aniversario no pueda celebrarse así cada día.

Marc, el monitor que formó al grupo (Foto: La Molina).

 

5
Total: 5 (1 voto)
Su voto: Ninguno

¿Te ha parecido interesante?  Recibe las últimas noticias y reportajes Recibir

Comenta esta noticia

Inicie sesión o regístrese para comentar