¿Por qué China gana esquiadores y Japón los pierde?

4956
¿Por qué China gana esquiadores y Japón los pierde?

Fulong Ski Resort (China).

Sáb, 09/05/2020 - 06:28
Mientras China, en las últimas temporadas de invierno,se ha llegado a la marca de 20 millones de practicantes y siguen aumentando, Japón ha perdido 10 millones desde su eclosión en los 80 y busca visitantes extranjeros.
El esquí en China y Japón representan dos modelos contrapuestos. Mientras en China, con menos tradición en el esquí moderno, el mercado está en plena eclosión, en Japón se encuentra -salvo en Hokkaido- en franca recesión. El mercado de la industria del esquí nipón aún paga la factura de la crisis de los noventa y lo fía todo a captar turismo extranjero.
 
China se ha volcado de lleno en conseguir que su población pruebe el esquí (estaciones bajo techo, simuladores, aprendizaje gratis, ayudas gubernamentales…). Habrá que ver cómo estos “nuevos esquiadores” se consolidan en el mercado.
 
El informe anual sobre el turismo de nieve y montaña «Snow Report 2020» del consultor y analista suizo Laurent Vanat, que se ha convertido en el gran referente teórico a la hora de estudiar el sector del esquí y sus tendencias a escala planetaria, analiza ambos países y estas son sus conclusiones:
 
China
 
El esquí no es nuevo en China. Los esquís ya fueron utilizados hace miles de años por los cazadores en las montañas de Altay, pero el esquí moderno solo se hizo popular desde principios de la década de 2000.
 
La práctica moderna de esquí y snowboard comenzó en la parte noreste del país, en la región de Harbin, que todavía tiene la mayoría de las áreas de esquí de China, pero donde las temperaturas pueden ser extremadamente duras. Las primeras áreas de esquí surgieron en la década de 1980, en su mayoría diseñadas para entrenar corredores de esquí, generalmente con una sola pista y alojamientos deficientes.
 
Desde que Yabuli fue sede de los Juegos Asiáticos de Invierno de 1996, el interés por el esquí se ha popularizado rápidamente. Además de construir la infraestructura necesaria para organizar los Juegos, las áreas de esquí comenzaron a desarrollarse alrededor de las principales ciudades.
 
Mapa de las zonas de esquí de China. (Fuente: Laurent Vanat)

La zona de esquí de Saibei fue pionera en la región de Chongli en 1996. La segunda fue en Wanlong y abrió en 2003. El ritmo de crecimiento también aumentó en el invierno 2000/01, cuando se construyó el primer estadio de nieve cerca de Beijing.

Con el impulso de los Juegos Olímpicos de Beijing 2022, las áreas de esquí están floreciendo en casi todas las provincias chinas, hasta el suroeste.
 
Solo en 2019, han abierto 28 nuevas estaciones, llevando el total a 770 áreas de esquí. La mayoría todavía están mal equipadas y son más bien pistas de esquí para principiantes, con apenas un tapiz alfombra como único remonte.
 
Únicamente 25 se acercan a los estándares occidentales, pero a menudo sin alojamiento y solo un número limitado puede considerarse estaciones de esquí genuinas.
 
Sin embargo, en los últimos años, este círculo restringido ha crecido y ahora incluye las áreas de esquí de Beidahu, Cuiyunshan (también conocido como Galaxy), Fulong, Genting Resort Secret Garden, Lago Songhua, Thaiwoo, Wanda Changbaishan, Wanlong y Yabuli. Pronto, otras 4 estaciones nuevas se unirán al grupo.
Las pistas de esquí bajo techo son una de las fórmulas "chinas" para atraer nuevos practicantes al mercado del esquí.
También hay 31 centros de esquí bajo techo (principalmente en las regiones de Beijing y Shanghái) y 24 estadios de nieve alrededor de Beijing con un 100% de nieve artificial y una caída vertical máxima de unos cientos de metros.
 
Evolución del esquí en China. (Fuente: Laurent Vanat)
 
En los últimos años, el mercado de simuladores de esquí ha estado creciendo y 140 lugares ofrecen este tipo de equipos, principalmente en Beijing, Shanghai y Guangdong. Las pistas secas también ofrecen otra opción para que los principiantes practiquen y el número aumentó de 2 en 2012 a 45 en 2019. Se estima que estas instalaciones generan ahora un millón de visitas anuales.
 
El crecimiento de esquiadores en este tipo de instalaciones ha sido espectacular desde el año 2000 y se ha incrementado a partir del 2015 con la concesión de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2022, lo que ha generado un mayor entusiasmo por el esquí. 
Las últimas temporadas de invierno se ha llegado a la marca de 20 millones de practicantes y siguen aumentando. Por lo tanto, parece que China pronto se codeara con los grandes países de la industria del esquí.
El número de esquiadores en las estaciones como las entendemos en occidente, es decir en la montaña y con nieve natural, también está creciendo rápidamente y en este momento se estima que supera los 13 millones.
 
Mercado del esquí en China. (Fuente: Laurent Vanat)
 
En esta etapa, el potencial de mercado permanece mayormente sin explotar. La OMT estimó en 27 millones de esquiadores en 2003, revisado a 120 millones tras tener en cuenta los planes del gobierno chino para alentar los deportes de invierno (tiene el objetivo de que 300 millones de chinos practiquen deportes de invierno).
 
Sin embargo, es una incógnita si esta cifra se podrá alcanzar, incluso teniendo en cuenta que después de los Juegos Olímpicos de 2022, haya más de 1.000 áreas de esquí en China y 40 millones de visitas de esquiadores.
 
La cultura del esquí no está muy extendida 
La mayoría de los esquiadores chinos no esquían más de una vez por temporada y el 80% son principiantes.
 
¡Algunas áreas de esquí incluso han pagado a los empleados para ayudar a los esquiadores a levantarse después de caerse y recuperar su equipo! La mayoría de las áreas de esquí ofrecen paquetes para 2 horas de esquí, incluido el equipo.
 
Clases y cursos de esquí, snowboard y demás deportes de invierno para todos aquellos que quieran aprender en China.
 
El esquí a menudo se consume como un tipo de producto de entretenimiento en lugar de un deporte que requiere práctica repetida.
 
No obstante, el esquí se está volviendo cada vez más popular entre los chinos de entre 25 y 35 años. Alrededor del 80% de los esquiadores tienen menos de 40 años.
 
La industria necesita desarrollar rápidamente una enseñanza de esquí adecuada y un plan de estudios para poder capturar este enorme potencial de mercado y no alejarlo del esquí para siempre.
 
Japón
 
El país nipón es uno de los países con mayor número de zonas de esquí. Los centros turísticos se encuentran en todas las islas japonesas, desde la isla norteña de Hokkaido hasta la isla meridional principal de Kyushu. Casi toda la población está a solo un par de horas de una zona de esquí. Con su gran número de habitantes, esto representa un gran potencial.
 
La industria del esquí japonesa experimentó un tremendo auge en los años 1970 a 1990, cuando las visitas de esquiadores mostraron cifras récord y el número de esquiadores activos alcanzó más de 18 millones en una temporada. La cifra desde entonces no ha dejado de caer y hoy en día se estima que el número de esquiadores es de solo 8 millones, menos de la mitad.
 
Evolución del esquí en Japón. (Fuente: Laurent Vanat)
 
En la década de 1980, el desarrollo de las estaciones fue extraordinario, con varias áreas de esquí nuevas, ampliadas o totalmente reconstruidas. El país ofreció las mejores y más modernas instalaciones del mundo. El esquí se puso de moda y fue el deporte más popular entre los jóvenes. Los centros turísticos estaban llenos hasta tal punto que a veces era difícil esquiar. Había colas en los remontes y pistas abarrotadas.
 
Esto seguramente contribuyó a que el esquí se volviera menos atractivo. Además, Japón experimentó una importante recesión económica a principios de la década de 1990. Muchos centros turísticos tuvieron dificultades para financiar sus enormes inversiones. Las visitas de esquiadores comenzaron a disminuir significativamente.
 
En el pasado, Japón también era el país con más centros de nieve bajo techo y pionero al inaugurar de este tipo de complejos en el mundo (el primero se abrió en 1959). Sin embargo, en los últimos años, varias de estas instalaciones han cerrado. Esto parece ser una señal más de la pérdida de interés en el esquí.
 
Mercado del esquí en Japón. (Fuente: Laurent Vanat)
 
Actualmente, las visitas de esquiadores apenas alcanzan los 30 millones por año, menos de la mitad de lo que eran en la década de 1980. 
Después de una sucesión de temporadas con una disminución en la asistencia, la situación parecía haberse estabilizado, a pesar de que en la temporada 2015/16, los conteos de  visitantes disminuyeron un 18% debido a unas condiciones climáticas cálidas (los centros turísticos japoneses cuentan con un nivel de equipo más bajo en la fabricación de nieve, con 65.8% de las áreas de esquí sin nieve).
 
Después de esta temporada, que fue una de las peores en 50 años, la 2016/17 no mostró una recuperación completa. Tampoco 2017/18 y en 2018/19 volvieron a caer.
 
Sin embargo, la prefectura de Hokkaido muestra una tendencia distintiva
Con condiciones de nieve muy favorables, no se vio afectado por la disminución general de las visitas durante las últimas temporadas y la asistencia incluso muestra un movimiento al alza. Pero aún falta bastante trecho antes de que Hokkaido recupere los 7 millones de visitas de esquiadores que tuvo a principios de siglo.
 
Las estaciones de esquí han comenzado a intentar revitalizar la industria, pero tienen que luchar contra la realidad demográfica del envejecimiento de la población japonesa.
 
Mapa de las zonas de esquí de Japón. (Fuente: Laurent Vanat)
 
Hoy en día, las pistas japonesas ya no están abarrotadas y la industria está tratando de atraer nuevos clientes.
 
Algunas áreas de esquí se han convertido en grandes estaciones donde el esquí es solo una de las muchas actividades para elegir. Las inversiones están dirigidas a hacer que estos lugares sean atractivos tanto para esquiadores como para no esquiadores.
 
Se han desarrollado verdaderos pueblos en las bases de la montaña, que ofrecen viviendas y múltiples instalaciones. Con estos cambios, las áreas de esquí japonesas han atraído a un número creciente de visitantes extranjeros.
 
 
Antes de la década de 2000, casi ningún visitante extranjero iba a Japón a esquiar. Después del 2001, los esquiadores australianos comenzaron a ir a Japón en lugar de volar a Norteamérica. Fueron seguidos por visitantes de países vecinos de Asia, incluso algunos sin ninguna cultura de esquí.
 
Se han realizado esfuerzos para producir mapas de pistas, letreros y menús en inglés, coreano y chino. Hoy, el país atrae a más y más esquiadores del extranjero.
 
En los últimos tiempos, China se convirtió en uno de los mercados más prometedores para esquiar en Japón y los esquiadores chinos que van a Japón representan actualmente el mayor flujo internacional de esquiadores en la región de Asia y el Pacífico. El enfoque ahora también se ha centrado en atraer esquiadores europeos y estadounidenses.
 
                                                              
 
Artículos relacionados:
 

Informe Vanat Turismo de Nieve: La temporada de esquí 2018-19 fue la mejor del milenio. Más info

 

4.5
Total: 4.5 (2 votos)
Su voto: Ninguno

¿Te ha parecido interesante?  Recibe las últimas noticias y reportajes Recibir

Comenta esta noticia

Inicie sesión o regístrese para comentar