Porté-Puymorens estrena Snowpark y la próxima temporada espera tener nuevo telesilla

Porté-Puymorens estrena Snowpark y la próxima temporada espera tener nuevo telesilla

Aspecto actual de la estación francesa.

Dom, 26/12/2021 - 11:57
La gran novedad de la estación del valle del Carol para esta temporada es el Snowpark que se ha habilitado en el sector Vignole. Y para el próximo año, la estación ya espera tener instalado un nuevo telesilla en el sector de La Mine.
La eatación de esquí de Porté-Puymorens espera recibir hasta 20.000 esquiadores durante estas vacaciones navideñas. De estos, el 75% será del otro lado de la frontera, catalanes.
La gran novedad de esta temporada es el Snowpark que se ha habilitado en el sector Vignole. Y para el próximo año, la estación ya espera tener instalado un nuevo telesilla en el sector de La Mine.
 
Situada en la Alta Cerdanya, casi en la frontera entre Andorra y Francia, Porté-Puymorens espera que unos 20.000 esquiadores se deslicen por sus pistas hasta el día de Reyes. Así lo prevé su director, Eric Charre, que está muy contento por cómo ha comenzado la temporada. Esta empezó el 20 de noviembre "y es que la meteorología acompañó, con una acumulación de nieve de más de 1,5 metros", explica el máximo responsable de las instalaciones. Eso les ha permitido que a día de hoy tengan el dominio "igual que lo estaría en febrero. Es increíble, toda la estación con las pistas abiertas, incluso el río tapado por nieve. Estamos a punto de empezar a esquiar por encima de ese río", afirma orgulloso Charre.
 
Hace un pronóstico para los próximos días y cree que a partir de hoy y hasta el día de Reyes, cuando terminen las vacaciones de Navidad al otro lado de la frontera, recibirán 20.000 esquiadores. La gran mayoría llegarán pasado el día de Navidad y se espera que los días más fuertes sean el 26 y 27 de diciembre, cuando podrán acoger hasta 3.500 personas al día.
 
 "Del 26 al 31 sabemos que siempre tenemos una muy alta afluencia. Todas las estaciones de las Neiges catalanes están abiertas y en conjunto enla zona hay una oferta global que es muy interesante para los esquiadores", explica el director. Y añade que "en Porté-Puymorens también somos una opción muy interesante porque todo el desnivel está abierto, desde la cota 2.500 hasta la 1.600. Y eso nos permite ofrecer un dominio esquiable como en pleno mes de febrero, y eso en el mes de diciembre es increíble".
 
Su director Eirc Charre. 
 
La clientela y los trabajadores
 
 De estos esquiadores el 75% son españoles, de Cataluña. Y como el director mismo dice, Porté-Puymorens "es la estación más catalana de Francia. Es una estación con mucha historia y eso se traduce en que muchos esquiadores empezaron esquiando aquí, y ahora esos mismos esquiadores que ya son mayores, como yo, vienen con sus hijos", explica. Y de cara a la semana de Reyes, cuando en Francia las vacaciones de Navidad ya han finalizado, recuerda que será una buena semana gracias al calendario del otro lado de la frontera.
 
 En cuanto a los empleados, el 20% son de origen catalán. Trabajan tanto dentro como fuera de la estación, en los servicios, o pisando de la nieve, entre otros trabajos. "Así es un poco la imagen y la realidad de la Cerdanya: la mitad de Francia y la mitad de España" pone como ejemplo de Charre.
 
 Una estación para todos los públicos
 
Con 34 pistas y 10 remontes abiertos, esta semana Porté-Puymorens acumula un espesor de entre 1,5 y 3 metros de nieve. Esto, junto con el buen tiempo y unas vistas espectaculares de la estación, se convierte en un reclamo ideal para el esquí y el snowboard (ya sea por las pistas o fuera de pistas), o incluso para el esquí de fondo o el Skimo. De hecho, el dominio también incluye un circuito de esquí nórdico, y es punto de partida de los esquiadores de travesía hacia las cimas vecinas.
 
 
 
El nuevo telesilla, una realidad inminente
 
Por otra parte, la próxima temporada la estación podría tener ya instalado un nuevo telesilla. El nuevo remonte, un desembragable de seis plazas, reemplazará al actual telesilla de La Mine.
 
 "Nuestros clientes lo están esperando" asegura el director. Y detalla las ventajas, entre las cuales que "si actualmente para subir hasta arriba se necesitan entre 13 y 14 minutos hasta la cota alta del sector, con el nuevo telesilla el trayecto se podrá hacer en seis minutos y medio. Es decir, la subida se reducirá a la mitad. El nuevo telesilla tendrá situado el retorno un poco más arriba de donde lo hace el actual.
 
Charre añade que, "De momento la estación ya tiene permiso para construir el remonte incluidos todos los permisos ambientales. También hemos consultado con todas las empresas pueden construir una instalación de este tipo, y estamos a la espera de recibir el presupuesto para estudiar cuál elegir".
 
Según Eric Charre, el remonte estará listo "el año que viene, pero si no fuera posible lo estará el siguiente. Pero es como todo: en la montaña todo debe hacerse de forma gradual, paso a paso, pero igualmente llegaremos al final", concluye el director.
 
Vídeo: aspecto general de la estación a 21 de diciembre y declaraciones del director en Catalán.
 
 
 Vuelve el snowpark
 
 La gran novedad de esta temporada que define Charre como "nueva vieja notícia" es que se ha abierto de nuevo el snowpark de La Vignole. Un espacio que anteriormente ya había estado allí, y que para este año se ha recuperado. "Para lograrlo, hemos contratado personal específicamente para trabajar los baches, los saltos y los módulos, y hemos cambiado ligeramente la forma de trabajar", aclara.
 
 El director describe el snowpark como "una revolución", y dice que "sabemos que muchas personas nos vienen, por ejemplo, de la facultad de estudios de Font-Romeu, y vienen para practicar freeride aquí, en Porte-Puymorens y su snowpark".
 
0
Sin votos (todavía)
Su voto: Ninguno

¿Te ha parecido interesante?  Recibe las últimas noticias y reportajes Recibir

Comenta esta noticia

Inicie sesión o regístrese para comentar