Andorra: El Aeropuerto de Grau Roig cuesta 345 millones y podría estar listo en 2025

Andorra: El Aeropuerto de Grau Roig cuesta 345 millones y podría estar listo en 2025

Simulación del aeropuerto a través de una maqueta publicada en el Diari d'Andorra. Foto: Simulación Cámara de Comercio Andorra

Mié, 17/03/2021 - 11:26
La Cambra de Comerç presenta el estudio de viabilidad del proyecto, que prevé reducir la pista y alcanzar los 500.000 pasajeros anuales, teniendo en cuenta entre diez y doce vuelos diarios.
La Cambra de Comerç, Indústria i Serveis de Andorra ha presentado este martes los estudios de viabilidad técnica del proyecto del aeropuerto nacional. La propuesta actual reduce el presupuesto de construcción hasta los 345 millones de euros -antes se habló de entre 500 y 700 millones-. Si finalmente el Gobierno quiere sacar adelante el proyecto, el aeropuerto nacional podría estar operativo entre 2025 y 2026.
 
La Cámara se fija el objetivo de recibir 365.000 visitantes el primer año de funcionamiento, aunque se podría llegar al medio millón anual, teniendo en cuenta entre diez y doce vuelos diarios, todo ello, sin tener en cuenta los privados. Tampoco se descarta plantear la construcción de una segunda terminal para alcanzar el millón de clientes.
 
Silmulación de aterrizaje en Grau Roig.
 
El vicepresidente de la cámara, Ramon Ginesta, explicó que el aeropuerto proyectado en Grau Roig sería del estilo del de Saint Moritz, "con una sola pista, discreto y muy integrado en el paisaje", donde prevalezca" la calidad y no la cantidad".
 
De ahí que en cuanto al tipo de avión, se piense en modelos pequeños o medianos y "jets privados" y no en compañías low cost.
 
Con este trámite, la Cambra da por finalizado su papel de liderazgo del estudio para ponerse a disposición del Ejecutivo para colaborar en las próximas fases y, en su caso, en la construcción.
 
 
Entre las principales diferencias entre el informe presentado ahora por la Cambra y el que realizaron en su día las empresas Navblue (Airbus) y CGX y ya presentaron en junio de 2019, destaca la reducción de las medidas de la pista de aterrizaje.
 
Según la propuesta actual, el aeropuerto nacional se ubicaría en el valle del río Valira d’Orient, en el valle de Envalira, en Grau Roig, y tendría una pista de 1.800 metros de largo, 45 metros de ancho y una zona de seguridad replantada con vegetación autóctona.
La previsión con estas medidas de pista es que puedan aterrizar aviones de hasta 150 plazas y que lleguen unos 500.000 pasajeros cada año y un objetivo más moderado y viable sería recibir seis vuelos diarios en horario diurno, que supongan 365.000 pasajeros cada año.
En cuanto a la tipología de avión se cree que los más aconsejables serían los modelos Airbus A320 NEO y Airbus A220-300 NEO, con una capacidad de entre 120 y 180 pasajeros.
 
Hay grupos inversores interesados en el futuro aeropuerto pero no se ha entrado en detalles y se limitaron a decir que son de Miami, Qatar y el Golfo Pérsico y que podrían asumir toda la financiación. 
 
El presidente de la Cambra, Miquel Armengol, explicó ayer a los medios andorranos, que ya han mantenido "contactos con hasta ocho grupos financieros muy interesados en invertir en el aeropuerto, la mayoría de los que asumiría el 100% de la inversión".
 
Simulación del aeropuerto 
 
Simulación interior terminal
 
Armengol también lanzó un mensaje de tranquilidad a la ciudadanía, asegurando que "disponer de un aeropuerto no afectará la calidad de vida de la ciudadanía, al contrario. Hoy en día, las comunicaciones son uno de los activos más valorados por los residentes de un territorio y por los turistas que lo visitan”.
 
Una parte importante de la inversión se dedicará a reducir el impacto medioambiental y el proyecto técnico deberá incluir medidas de control durante las obras de construcción de la infraestructura y, a posteriori, realizar las actuaciones compensatorias sobre el terreno con el fin de preservar la flora y fauna de la zona.
 
Entre otras, estas medidas podrán incluir la replantación de árboles, el desplazamiento y conservación de zonas húmedas (reconstrucción del recorrido natural del río y balsas) y el mantenimiento de las especies autóctonas de la región si así lo determina el estudio previo.
 
Boceto de la pista de aterrizaje.
 
La Institución no sólo piensa en el aeropuerto, sino también en la llegada del tren al Principado como posible conexión con el mundo y complementariamente para la apertura hacia Europa.
 
Para ello, se mantienen conversaciones con Francia y España para valorar sus posibilidades.
 
Ahora, se deberían iniciar los estudios de viabilidad técnica, de impacto ambiental y de viabilidad económica, unos estudios, sin embargo, que dependen del Gobierno porque es quien debe decidir si el proyecto sigue adelante.
 
                                                              
 
Relacionado:
 
Proyecto Pic de Carroi ¿Paso adelante definitivo para que Andorra la Vella se convierta en pie de pistas de Vallnord? Más info
4.75
Total: 4.8 (4 votos)
Su voto: Ninguno

Ubicación de la noticia

¿Te ha parecido interesante?  Recibe las últimas noticias y reportajes Recibir

Comenta esta noticia

Inicie sesión o regístrese para comentar